Granados - BacoyBoca
1597
single,single-post,postid-1597,single-format-standard,ajax_fade,page_not_loaded,,qode-theme-ver-9.1.3,wpb-js-composer js-comp-ver-4.11.2.1,vc_responsive

Granados

tarjetas

05 Sep Granados

En Enrique Granados, esa coqueta calle de Barcelona, en pleno centro pero salvada del tráfico y del bullicio encontramos encantadoras terrazas, heladerías, bodegas y restaurantes más o menos informales, pero todos con aspecto atrayente. Es habitual que dando una vuelta por la zona, a cierta hora acabe por allí para probar algo nuevo, sin planes, algo de picoteo, alguna tapa, o algún plato a compartir, como ya sucedió el día de nuestra visita el 9 de Granados y que se repitió una de estas noches llevándonos a la bodega  el Granados.

Con una terraza bien delimitada, en la que te sientes resguardado aún estando a pie de calle, la bodega Granados ofrece diferentes tapas y pinchos con un toque de sofisticación, acompañados también de una buena oferta en vinos. Además de una comida, aperitivo o cena informal, también se pueden compartir momentos con un buen Gin Tonic  y otros combinados.

Aunque el color negro es el predominante en el local, no es un lugar oscuro. Combina barra con mesas de diferentes tamaños, pizarras, bodegas climatizadas a la vista y bandejas con aderezos y cartas comparten sitio, pero todo sigue un cierto orden.

Carta Granados

Carta Granados BN

Bandeja de salsas

bandeja salsas

Estanterías interiores

lamparas y estanteria granados

Pizarra

pizarra

No había sitio en la terraza, nos invitaron a esperar porque se preveía que en breve quedaría alguna mesa libre y decidimos hacerlo empezando con el vino que nos acompañaría en la cena. Seguimos con los blancos: un Leiras Albariño 100 % D.O. Rias Baixas con algún premio a sus espaldas muy apropiado para las noches de verano, ideal para comidas suaves, pescados y arroces.

Vino Leiras

copa vino

vino LeirasLa botella vuelve al refrigerador para mantener su temperatura y empezamos a calentar el paladar. El goteo de gente es constante, algunos optan por esperar igual que nosotros, otros deciden probar suerte en otro lugar, pero este tráfico hace pensar que hemos hecho buena elección. Vamos mirando la carta mientras que se libera la mesa y vemos nombres de platos muy sugerentes en cuanto a la combinación de sabores y preparación: solomillo de ternera con cebolletas glaseadas, medallón de pato a la naranja confitado, Steak Tartar, merluza romana de langostinos y salsa tártara, bacalao confitado con parmentier de patata y piquillos, salpicón de marisco, ensaladilla rusa, olivas, Gin Tonic de manzana ácida, menta y yogur, Crumble de almendra, mousse de queso y frambuesa… cuesta decidirse, platos de toda la vida, postres innovadores, porciones de carnes y pescados…

Por fin logramos acomodarnos y seguimos mirando la carta para hacer la comanda definitiva, decidiéndonos por tres platos a compartir, un poco de carne, un poco de verdura y un poco de pescado, además de los postres. Empezamos con la Mini hamburguesa de ternera curada and home made BBQ: una carne buena, al más fiel estilo a las cadenas de fast food tradicionales, en su cajita de cartón y con patatas fritas, pero obviamente de más calidad.

Mini hamburguesa de ternera curada and home made BBQ

Mini hamburguesa de ternera curada and home made BBQ

Mini hamburguesa de ternera curada and home made BBQ detalleRealmente la carne era buena, pero me pareció excesivo el “Mini” era prácticamente un bocado y teniendo en cuenta el precio (más de 4 Euros) lo encontré desproporcionado. No es un sitio barato, y somos conscientes en el momento que decidimos quedarnos, pero quizá esperas algo diferencial, como sí lo fueron el resto de los platos. Buena estaba, ojo, mucho, pero creo que aumentar un poco su tamaño o bajar un poco el precio dejaría más satisfecho al cliente. Una sugerencia que dejo en manos de Granados, lógicamente, tenerla en cuenta. Quiza fue que tenía unas expectativas que no se cumplieron, y de eso no podemos culpar a la bodega!!

Ahora la verdura, quizá no de la forma esperada: Chips de berenjena con miel de caña. Servidas de forma curiosa, en una rejilla con papel para el exceso de aceite que parece la misma donde se han frito, regadas con la miel, resultaron unas chips de empezar y no parar.

Chips de berenjenas con miel de caña

Chips de berenjena con miel de caña

Soy bastante incondicional de la miel, la uso en vinagretas, en platos (al cerdo horneado, costillas o lomo, le sienta de miedo) y por suerte cocinar las berenjenas de esta forma y encontrarlas en cartas es hoy relativamente fácil,  por lo que las había probado en otras ocasiones, pero no como estas. En este caso, la miel de caña potenciaba el dulzor. Si no sois golosos o no os gusta la miel posiblemente las encontréis muy dulces, si no es el caso, os encantarán. Sea como fuere os recomiendo estas chips muchísimo: no os las perdáis.

Y continuamos con el pescado, un buen taco de atún con un muy sugerente nombre y presentación: Tataki de atún en movimiento, tomate a la vainilla y jengibre. Y os preguntaréis, supongo, ¿qué es eso del movimiento?. Pues se trata de espolvorear el tataki con esas finísimas láminas de cebolla frita que al poner en el plato se retuercen, un pequeño detalle que provoca curiosidad y diversión al plato.

Tataki de atun en movimiento, tomate a la vainilla y jengibre

Tataki de atun en movimiento, tomate a la vainilla y jengibre detalle

Tataki de atun en movimiento, tomate a la vainilla y jengibre_

Os lo podéis imaginar: tataki, en su punto, rosado por dentro y marcado por fuera, un perfume a vainilla en cada bocado junto con el tomate; el jengibre, presente en su justa medida. Sorprendentemente gustoso, una buena ración para saborear poco a poco y buscar todos los matices. Hay que degustarlo, comerlo despacio, impregnar el paladar y disfrutar de este manjar. Acercaros para probarlo, de verdad, un plato exclusivo de Granados que justifica su visita con creces.

Y, como no, siempre queda el hueco para el dulce. El camarero nos aconsejo el Tiramisú, hecho por ellos y lo escogimos, pero no fue el único.

Tiramisú

Tiramisu

Bien espolvoreado de cacao, cremoso, con toques de café y un buen bizocho, el tiramisu era correcto, pero le falta potencia, creo que quizá un punto de dulce, o de licor. La textura era fantástica, pero algo fallaba para mi gusto que acabara de redondear, aunque no sabría decir exactamente qué ingrediente era el que necesitaba más presencia. Ya sabemos, es una cuestión de paladares…

El otro postre que pedimos fue algo diferente y más refrescante: sopita de mango con helado de Té.  Servido por separado, con unas migas de galleta junto a la bola de helado que dan el toque crujiente que tanto suele gustar (tengo que buscar el porqué…) se intuía bastante bueno. Enseguida, se vierte la “sopa” en el helado para mezclar los sabores. No penséis en una sopa caliente, sino en una especie de zumo de mango que al mezclar con el helado hace que este se deshaga un punto, mezclando así los sabores

Sopita de mango con helado de Té

Sopita de mango con helado de té

sopita de mango con helado de te servida

Y, así como el tiramisú se quedó un poco corto, este postre compensó con creces las posibles carencias del otro. El helado por si sólo ya era toda una golosina, buenísimo, pero la mezcla con la fruta fresca magnificaba los dos sabores y casaba a la perfección. Además, es un postre muy ligero y sano que mata ese gusano sin sentir excesivo remordimiento. Los colores de los ingredientes además hacían este postre tremendamente atractivo a la vista. Una buena puntuación teniendo en cuenta el sabor, textura y color.

Recapitulando, si no sois un grupo numeroso, pasáis por la zona o buscáis un sitio de cena informal, de tapa sofisticada, de bandejitas para compartir, Granados os satisfará. Las chips de berenjena (muy buenas), el Tataki de Atún (imprescindible probarlo) y el postre de sopa de mango (gran descubrimiento) harían un menú ideal para cualquier momento. Nos quedaron algunos platos para probar de los que tuvimos que prescindir esta vez, pero así tengo la excusa ideal para volver… Si vais y os animáis con estas sugerencias, espero haber coincidido en gusto. Si optáis por otras alternativas que la bodega Granados ofrece, no dudéis en hacernoslo saber, pero no os olvidéis  si pasáis por allí…

no olvidéis decir que lo habéis visto en Baco y Boca 🙂
No hay Comentarios
  • Anónimo
    Escrito en 21:22h, 05 septiembre Responder

    Un sitio más para visitar! Me han llamado la atención los chips!

Enviar un Comentario

Si continuas utilizando este sitio, aceptas el uso de las cookies. Más información

Las opciones de cookie en este sitio web están configuradas para "permitir cookies" para ofrecerte una mejor experiéncia de navegación. Si sigues utilizando este sitio web sin cambiar tus opciones o haces clic en "Aceptar" estarás consintiendo las cookies de este sitio.

Cerrar